Blog

27. ago., 2018

FIJARSE EN UNA COSA CADA VEZ, TE AYUDARÁ A MEJORAR TU RENDIMIENTO

Si te notas cada vez más despistado/a y distraído/a, es posible que se deba a que tengas demasiadas cosas en la cabeza.

Ordenar tus actividades te ayudará a estar más atento/atenta y a aumentar tu eficacia.

El cerebro, como cualquier otro órgano del cuerpo, se fatiga si lo usamos en exceso, llevar a cabo varias tareas a la vez, hace que en cada ocasión, estemos más despistados y olvidadizos. Para evitarlo, es necesario darnos un respiro y, sobre todo, no someternos a un exceso de distracciones.

ESTAR ATENTO,  EL PRIMER PASO

Las personas con facilidad para concentrarse tienen más memoria y agilidad mental, por lo que realizan sus tareas con una mayor eficacia. Si tú también quieres conseguirlo, el primer paso que debes dar es tratar de mejorar tu capacidad de atención.

No te distraigas.-

Cuando tengas que realizar una actividad que requiera una gran concentración debes eliminar las distracciones, tanto externas (móvil; televisión; ruidos, etc) como distracciones internas (preocupaciones; pensamientos negativos, etc).

Evita hacer varias cosas a la vez.- 

Está más que comprobado que el denominado "multitasking" (multitarea) es el principal enemigo del trabajo bien hecho.

Si tienes varias cosas que hacer, hazlas siempre de una en una, fijando al máximo la atención en cada una de ellas.

Ordénalas, además, en función de tus prioridades (primero la más urgente, la más costosa o la que menos te gusta y después las demás).

Dale un descanso a tu cerebro.-

Para mejorar la atención, los expertos aconsejan realizar un descanso de 5 minutos cada 25. Procura, sin embargo, que se trate de un verdadero descanso.

Lo ideal es levantarse, realizar ejercicios de estiramiento, mirar por la ventana, ir a beber agua, etc. Evita consultar el móvil, ver la televisión o leer.

Sigue un plan.-

Si dejas las cosas al azar, lo más probable es que te distraigas con mucha más facilidad que si estableces un plan de actuación. Antes de empezar el día, detalla dónde vas a poner el foco en cada momento.

Si, por ejemplo, quieres ponerte a leer, márcate una hora para empezar a hacerlo. De esta manera evitarás distraerte con otras cosas (redes sociales, televisión, etc) y perder el tiempo del que dispones para hacerlo.

EJERCICIOS PARA ENTRENAR LA ATENCIÓN

Hay actividades que resultan útiles para fomentar la concentración. Jugar a la ajedrez, por ejemplo, es una de ellas. También es útil dibujar, pintar, escuchar música clásica o de New Age, meditar, hacer ejercicio relajante tipo Yoga o Tai Chi, etc.

Algunos ejemplos:

1. Cuenta las letras.-

Abre un libro cualquiera y cuenta todas las letras "a" que encuentres en una página.

2. Escucha música.-

Hazlo durante 10 minutos. No importa el estilo ni el ritmo. Concéntrate un uno de los instrumentos y focaliza tu atención en su sonido.

3. Analiza un discurso.-

En primer lugar, escúchalo durante cinco minutos. A continuación, escribe en un papel un breve resumen del mismo con las ideas principales. Si puedes, es mejor escribirlo a mano.

LA IMPORTANCIA DE LOS BUENOS HÁBITOS

El cerebro está muy conectado con el cuerpo. Para que funcione al máximo, es necesario, por lo tanto, que nos aseguremos que estamos en una buena condición física.

Descanso.-

Dormir un número adecuado de horas ayudará a mejorar nuestrros niveles de atención y concentración. Además, nos permitirá consolidar los conocimientos adquiridos durante el día.

Deporte y Ejercicio Físico.- 

Ayuda a liberar la tensión muscular y, por lo tanto, también la mental. Además, aumenta las endorfinas y con ellas se reduce la sensación de ansiedad y de estrés. 

Dieta.-

Tan perjudicial es para nuestra concentración pasar hambre como comer en exceso. Mantener una alimentación equilibrada y ligera nos ayudará a conseguirlo. 

 

"La concentración es la raíz de todas las capacidades del ser humano"   Bruce Lee, actor y deportista chino

 

11. jul., 2018

Y RECUPERA EL EQUILIBRIO

Seguir un horario y dedicar un tiempo concreto a cada actividad te permitirá llevar una vida más completa

Si quieres aprovechar al máximo cada segundo de tu vida, es preciso que trates de poner un poco de orden en tu día a día.

No se trata únicamente de ser organizado y llegar puntual a las citas. Tener una mente ordenada implica mucho más que eso. Consiste en adoptar una actitud más calmada, madura y positiva para, de esta manera, encontrar la serenidad necesaria que nos permita disfrutar más de la vida.

"La felicidad no es una cuestión de intensidad, sino de equilibrio, orden, ritmo y armonía"  Thomas Merton, escritor francés.

UNA VIDA MÁS TRANQUILA Y ACTIVA

El objetivo es, por lo tanto, establecer un estilo de vida más acorde con nuestros ritmos naturales. Una organización que nos permita llegar a todo sin estresarnos y, al mismo tiempo, disfrutar de una buena calidad de vida.

Establece un horario.-

Cada día te ofrece 24 fantásticas horas para utilizar de la forma que tú quieras. Para aprovecharlas al máximo, procura mantener un horario fijo.

Si te riges únicamente por los impulsos y te dejas llevar por la improvisación, lo más probable es que, al final del día, tengas la sensación de que has desaprovechado la jornada.  Con el tiempo, esta actitud te puede llevar a la insatisfacción y al vacío existencial.

Procura llevar una vida pausada.-

Si te organizas bien, podrás llegar a todo sin estresarte. Por el contrario, un estilo de vida frenético, con muchas distracciones y tareas pendientes hará que te bloquees y no puedas tomar las riendas de tu vida.

Aumenta tu capacidad de concentración.-

Para conseguirlo, tan sólo tienes que solucionar los problemas de uno en uno. La multitarea puede estar bien en momentos concretos, pero no se puede convertir en tu modelo de actuación.

"Nuestra mente funciona mejor cuando tiene la oportunidad de concentrarse sin interrupciones en algo. Ese es el secreto de muchas mentes creativas"  Daniel Levitin, neurólogo.

Evita la monotonía.-

El orden no implica aburrimiento, ¡todo lo contrario! Si te organizas bien, puedes alternar las actividades más arduas con otras más agradables. Además, al racionalizar tu estilo de vida, es muy posible, incluso, que puedas disfrutar de mayor tiempo libre.

De esta manera sacarás más partido de tu día a día y te sentirás más realizado/realizada.

No te olvides de descansar.-

Para evitar el agotamiento mental, tómate un descanso de unos cinco minutos para relajarte, hacer algo de ejercicio o simplemente tomar un café o hablar con una persona agradable.

Cuídate.-

Al igual que cuidas tu mente, no te olvides también de cuidar tu cuerpo.

"Las mismas cosas que pueden mejorar tu salud, pueden mejorar tu capacidad para manejar el estrés negativo: duerme y como bien, haz deporte, etc"  Margaret Moore, autora de "Organiza tu mente, organiza tu vida".

 

"Con orden y tiempo se encuentra el secreto de hacerlo todo y de hacerlo bienPitágoras, matemático y filósofo griego.

 

HAZ LISTA PARA ADMINISTRAR TU TIEMPO


Tal como asegura Maite Nicuesa, experta en inteligencia emocional, "elaborar listados con las tareas que debemos realizar cada día nos ayuda a poner nuestras ideas en orden y a realizar una gestión eficaz del tiempo a través de la adquisición de hábitos"

COMO REALIZARLA

Puedes utilizar un simple bloc de notas o una aplicación de móvil. Es importante apuntar las cosas la noche anterior para que, al día siguiente, ya sepas lo que tienes que hacer.

Procura ser realista, ya que apuntar más tareas de las que puedas realizar te estresará y frustrará. Ordénalas por prioridades, deja al principio las más importanes o complicadas y las más agradables para el final.

15. jun., 2018

Y SACA MÁS PARTIDO A LA VIDA

Aumentar nuestro nivel de satisfacción es la forma más segura y duradera de ser Féliz

Quienes han aprendido a desarrollar su inteligencia personal llevan ventaja a la hora de aprovechar las oportunidades que les brinda la vida y de mantener el control ante cualquier situación, entre otros motivos, proque saben valorar sus virtudes y gestionar sus emociones.

Fomentar la inteligencia personal, una capacidad que sólo tenemos los seres humanos, no es otra cosa que cultivar nuestra Paz Interior.

Sacar partido a este tipo de inteligencia tiene muchas ventajas porque nos permite controlar mejor nuestros impulsos y mantener más estables nuestras emociones. Como consecuencia, las personas que aprenden a potenciarla hasta el máximo de sus posibilidades se sienten más satisfechas consigo mismas y felices con sus vidas.

ENCUENTRA EL BIENESTAR INTERIOR

1. Conócete a tí mismo.-

"Alli donde el agua alcanza su mayor profundidad, se mantiene más en calma"  William Shekaspeare.  


Para conseguir el tan ansiado equilibrio interior es necesario conocernos en profundidad, lo que significa no sólo aceptar nuestras debilidades, sino también apreciar nuestra larga lista de virtudes.

Los individuos que tienen una inteligencia personal poderosa saben disfrutar de su propia compañía porque han aprendido a quererse bien.

"El más grande secreto para la felicidad es estar bien con uno mismo"  Bernard B. de Fontenelle

2. Mira hacía dentro.- 

No temas estar a solas porque ésos son los momentos que mejor se prestan al trabajo de introspección ¿Qué es lo que me hace sentir bien en esta vida? ¿saco partido a todo mi potencial? ¿qué emociones me dominan?, ¿cuáles he conseguido controlar con esfuerzo y tesón?, etc.

3. Vive aquí y ahora.-

Las personas que disfrutan de una buena inteligencia personal viven centradas en el presente, sin anclarse en el pasado (que ya no está) ni proyectarse en el futuro (que sólo existe en nuestra mente).

Vivir sin obsesionarse por el mañana es, por otro lado, el mejor antídoto frente al miedo, el más grande saboteador de nuestra felicidad.

4. Sé positivo/a.-

Averigua si las conversaciones que mantienes contigo mismo/a son optimistas y estimulantes, es decir, te ayudan a avanzar o, por el contrario, te desmotivan y paralizan. En este último caso, intenta sustituir los pensamientos pesimistas por otros neutros del tipo "todo se andará"; "el tiempo dirá"; "el futuro no está escrito", etc., para, en una segunda fase, tratar de reemplazarlos por  ideas positivas.

"Basta creer que se puede hacer algo para tener ya medio camino hecho".  John Baomes

5. Sé flexible.-

Adoptar la visión que, en cada ocasión, resulte más favorable a nuestros intereses es otra de las habilidades en posesión de las personas con una buena inteligencia personal.

Tal vez no te apetece iniciar una tarea, por ejemplo, pero sabes que motivado/a funcionas mejor. ¿Entonces, a qué esperas para encontrar la motivación?

6. Muestra gratitud.-

"Cuando todos los días resultan iguales es porque el hombre ha dejado de percibir las cosas buenas que surgen en su vida cada vez que el sol cruza el cielo" Paulo Coelho

En este sentido, la inteligencia personal nos ayuda a valorar lo que, a veces, damos por hecho y sacar más provecho a nuestra vida.

"El hombre que más ha vivido no es aquel que más años ha cumplido, sino aquel que más ha experimentado la vida" Jean Jacques Rousseau

 

DESCONECTAR, ES BÁSICO

Los individuos que disponen de una buena inteligencia personal saben "apagar" su mente cuando resulta necesario por la capacidad que tienen para controlarse a sí mismos

Distracción.-  Una forma sencilla de conseguirlo es realizando una tarea que requiera una gran concentración: cocinar una receta elaborada, leer, hacer crucigramas, meditar, realizar una actividad artística, etc.

Conexión con el cuerpo.- Tus preocupaciones perderán terreno si tratas de conectarte con tu cuerpo a través de una actividad física: ir en bici, salir a pasear, o a correr, hacer Tai-Chi; Tao-Zen;  Qi Gong; Yoga; etc.

 

26. may., 2018

EVITA LOS PENSAMIENTOS NEGATIVOS

¿TE PREOCUPAS DEMASIADO?

EVITA LOS PENSAMIENTOS NEGATIVOS

Cuestionar los temores irracionales te ayudará a relativizar y relajarte.

Pensar una y otra vez en temas que no puedes solucionar puede llevarte a un círculo vicioso de difícil solución. Evítalo adoptando una actitud más racional y positiva.

Sabemos que preocuparnos en exceso no es bueno, pero, en ocasiones, no somos capaces de dejar de hacerlo y le damos vueltas una y otra vez a los mismos temas, una costumbre que genera ansiedad, nerviosismo, e, incluso, miedo.

El secreto para conseguirlo es tratar de no anticiparnos a lo que pueda pasar en el futuro y disfrutar del momento presente.

"Hoy es el mañana por el que te preocupabas ayer" Dale Carnegie 

Combate el miedo con el positivismo.-

Preocuparse no tiene por qué ser un mal hábito, siempre y cuando se utilice únicamente para encotnrar la solución de un problema. Pero cuándo esa solución no existe o no depende de nosotros, hacerlo es una pérdida de tiempo.

Para acabar con este círculo vicioso, lleva a la práctica estos sencillos consejos.

- Frena la incertidumbre.-

En ocasiones, el simple hecho de no saber cuál será nuestro futuro hace que nos agobiemos sin razón. En estos casos, vale la perna llevar a cabo el siguiente ejercicio:

 Piensa en aquello que te preocupa y, a continuación, en lo peor que podría pasar. Por ejemplo, si tienes miedo de perder tu trabajo, recrea en tu mente esata posibilidad como si fuera real y trata de asumirlo.

Este ejercicio te dará tranquilidad y te ayudará a no pensar en ello con tanta frecuencia.

"Preocuparse es como sentarse en una mecedora, te entretine, pero no te lleva a ningún situo" Glenn Turner, deportista neozelandés.

- Trata de vivir en el presente.-

Haz todo lo posible para centrarte en el aquí y ahora. Mantente ocupado/da y disfruta de lo que estés haciendo en cada momento. De esta manera, evitarás que tu mente empiece a divagar y acabe donde siempre, en el lugar de las preocupaciones.

- Olvídate del "Y si...".-

Todos queremos que las cosas salgan bien, pero estar alerta de forma constante para que absolutamente todo sea como tu quieres puede resultar agotador.

Para evitarlo, intenta adoptar una actitud más relajada y realista. No pasa nada si te equivocas o si las cosas no salen como estaba previsto. 

Si asumes que la perfección no existe, lo aceptarás todo mucho mejor.

- Frena tu tendencia a la negatividad.-

Si tienes pensamientos irracionales, es decir, completamente alejados de la realidad, trata de cuestionarlos, de hacerte a ti mismo preguntas como:

¿Qué posibilidades hay de que mis temores sean reales?

¿Soy objetivo a la hora de valorarlos?

¿Realmente creo que esto pasará en el futuro?, etc.

 

SITUACIONES POR LAS QUE NO VALE LA PENA AGOBIARSE

Cuándo un pensmaiento es improductivo, es mejor dejarlo marchar.

SUCESOS QUE TUVIERON LUGAR EN EL PASADO:  Ya no hay marcha atrás, por lo que no tiene sentido pensar en ellos una y otra vez. Lo único que puedes hacer es aprender del error para no volver a repetirlo.

PROBLEMAS SIN SOLUCION: Si no hay manera de arreglarlos ¿por qué procuparse por ellos? Si lo haces, te desgastarás inútilmente. Por mucho que te duela, es mejor que pases página.

COSAS QUE NO ESTÁN EN NUESTRAS MANOS:  Si la solución no depende de ti, es inútil agobiarse por ello. Deja que sean las personas que sí pueden hacerlo las que lo solucionen.

 

26. abr., 2018

DESCUBRE HASTA QUÉ PUNTO MANTENER UNA BUENA ACTITUD YA ES GRAN PARTE DEL ÉXITO

Tú también puedes vencer esa sensación de apatía y desencanto. Las personas con madera de líder lo hacen a diario. Conoce los recursos que utilizan para alimentar su entusiasmo y contagiarlo.

¿Te has preguntado alguna vez quér cualidades tienen en común las personas que, pase lo que pase, mantienen una actitud positiva y no se dejan llevar por las circunstancias? Los genes sólo determinan un 30% de esa habilidad, el resto es puro aprendizaje y entrenamiento mental.

EJERCITA OTRA FORMA DE PENSAR

Busca el lado positivo.- Desde un punto de partida optimista, resulta más fácil motivarse. No se trata de teñir la realidad de color de rosa, sino de buscar el lado positivo de las cosas. Si, por ejemplo, estas agotado/aporque esta semana has trabaqjado muy duro, busta el lado bueno: "Al menos, ha sido productivo", "por fin, hemos conseguido desencallar la situación", etc.

Recuerda que.... las emociones que sentimos y las acciones que emprendemos vienen determinadas por cómo nos enfrentamos a las situaciones.

Aparca los temores.- "El miedo siempre está dispuesto a ver las cosas peor de lo que son", decía el historiador romano Tito Livio.  Si no quieres que algo ocurra, simplemente, no dejes que ocupe tu "disco duro" mental, es decir, no permitas que los mensajes tóxicos y pesimistas colonicen tu cabeza.

Esa negatividad restará fuerza a las ideas creativas y a los mensajes alentadores que (¡esos sí!) te permiten dar lo mejor de ti mismo/a y progresar.

Recuerda que.... es un hecho probado que los pensamientos que anticipan el fracaso aumentan la probabilidad de sufrir un revés y al contrario. "Vamos a conseguir muchas más cosas si pensamos que nada es imposibleVince Lombardi

 

Haz que tu mente trabaje a tu favor.- El miedo a lo desconocido es lo que nos impide crecer y avanzar. Cuándo te veas paralizado/a por las dudas o las inseguridades, recapacita: "¿este pensamiento me está ayudando en algo?". Si la respuesta es negativa, bórralo.

Recuerda que.... los pensamientos negativos pierden mucha fuerza cuándo vemos que no tienen ninguna utilidad.

 

Valora y agradece.- Lo que a los emprendedores de éxito les da gran confianza en sí mismos y alimenta su capacidad de superación es apreciar los éxitos cosechados y conocer a fondo sus puntos fuertes. ¿Has porobado alguna vez a escribir en un papel todo aquello que puedas agradecer a la vida y a tu persona?. A muchas personas esta simple tarea les resulta dificil porque sólo ponen atención en las coas que van mal y en todas esas cualidades y habilidades que no tienen.

Recuerda que.... si eres capaz de valorar lo que sí va bien y lo que sí eres, te sentirás más satisfecho/a contigo mismo/a.

 

Escoge bien tus batallas.- Los grandes emprendedores tampoco gastan su energía mental y emocional en temas que no dependan de ellos o que no puedan cambiar o controlar de algún modo. Si, por ejemplo, esperar que sea la empresa la que se encargue de tu formación, tal vez nunca mejorarás tu nivel de inglés.

Recuerda que..... el éxito, lejos de ser un regalo caído del cielo, es, en gran parte, una actitud vital.

"El verdadero secrto del éxito es el entusiasmo" Walter Chrysler, fundador de uno de los mayores imperios automovilisticos.

TUS FRASES DE CABECERA

Nuevos Horizones.-  "Da igual el sueño que tengamos, lo importante es disfrutar del camino"  Mikah de Waart "Coach" de motivación.

Busca tu pasión.- "Nunca conseguirás el éxito a menos que te guste lo que estás haciendo". Dale Carnegie, escritos y empresario.

Sólo tu puedes.- "Si no actuamos, nadie lo hará por nosotros". Patricia Ramírez, psicóloga experta en liderezgo.